Ir al contenido principal

Aunque me cueste el último suspiro

Hola, amor mío.
Quiero contarte algo.
Anoche soñé contigo.
Y fue el sueño más dulce que he tenido.
Llegué hasta ti.
Con un corto traje carmesí,
y el cabello suelto a los aires.
Mi corazón se disparó desbocado,
cuando miré tus ojos hermosos.
Envueltos y deseosos,
y tus labios ansiosos por besarme.
Me acogiste en tu refugio.
Me llevaste a lugares para mí desconocidos,
y nos tomamos cientos de fotos,
con tu familia y tus amigos.
Reíamos por cualquier cosa,
y vale que estaba nerviosa,
si cuando me hablabas me decías "por favor, quédate conmigo".
Y una noche antes de marcharme,
arreglaste una fiesta sorpresa.
Gracias a Dios que yo estaba bien sujeta,
a tus fuertes manos de hombre,
pues de seguro hubiese caído,
por la enorme emoción que me causaste.
Me llevaste de la mano,
caminando sobre la terraza de madera,
hasta un rincón alejado,
de todos los ruidos, murmullos y charlas amenas.
Olíamos el salitre de la arena,
y mirábamos el bello atardecer.
Pero yo claramente podía ver,
que deseabas hablarme algo.
Me bastó sólo un segundo averiguarlo,
cuando tenías frente a mí un hermoso collar,
con una pequeña piedra verde, espectacular por demás.
Nos besamos en los labios,
absortos en nuestro propio mundo,
donde no existía nadie, donde tu y yo éramos sólo uno.
Ay, que momento inoportuno!
cuando vine a despertar.
Justamente cuando me comenzabas a susurrar,
"quiero hacerte el amor, ven y déjate llevar"
Y ahora estoy aquí,
con mis manos aferradas a las sábanas.
Con la frente perlada, y la respiración agitada.
Que sueño más maravilloso,
el que tuve contigo.
Uno que deseo hacer realidad,
aunque me cueste el último suspiro.

Comentarios

  1. Me elevo en el tiempo, separando de mi cuerpo las alas de la inspiración y vuelo majestuoso y decidido... voy en tu busca, amor, mi pequeña y bella flor.
    Observo la belleza de nuestro planeta, toda la naturaleza me habla de ti, Los árboles; las flores, animales y plantas salvajes, me dicen susurrando; es bonita, alegre y juvenil, ve por ella, te espera con la piel brillante, los labios húmedos por el deseo más profundo y con sus ojos en lágrimas... vive y suspira por ti". Los sueños si se persiguen, se cumplen. Me encantó. Besotes.

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Entradas más populares de este blog

Carta para el amor prohibido #2

Querido cielo,
Aún sigo pensando en ti. Claro que sí, es imposible olvidarte, ¿cómo podría? Me has regalado días hermosos, y momentos… como hoy. ¿Recuerdas el tiempo que me mantuviste en vela, sin querer confesar tu día de cumpleaños? ¿Recuerdas cómo lo descubrí? Qué nostalgia siento, cariño, mis ojos se llenan de un brillo singular, ese que en tantas ocasiones viste con los tuyos. Hoy es un día muy especial: celebro contigo un año más cumplido. Se me contrae el pecho, Dios sabe cuánto deseo estar a tu lado, físicamente, y abrazarte, besarte, y decirte al oído cuánto te he extrañado, cuánto te he amado, y cuánto te sigo amando. Miro el cielo y me niego a llorar por ti, porque sé que si suelto solo una, no podré detenerme. Me siento tan… extraña sin ti, como si fuese un personaje más de algún cuento de diciembre.  Pero no me quiero desviar, te envío esta carta para desearte el mejor de los días. No sé qué harás ni adonde irás,  no sé si pensarás en mí un momento, si el recuerdo de mi v…

La mujer es un misterio *Reseña a un gran ensayo*

Hoy quiero hacer una reseña importante, luego de haber leído uno de los mejores ensayos (a mi entender) sobre la mujer. Aunque en este ensayo se habla particularmente de la mujer mexicana, esto se aplica para cada mujer en este mundo, y en algún otro (estoy segura de eso), si así existiera. Si bien es cierto que muchas mujeres hemos alzado nuestras cabezas bien en alto, todavía existen culturas arraigadas a lo que nuestros antepasados nos han dejado. No es un secreto que en Europa (por ejemplo) reina una mentalidad de liberalidad. Y no hablo de hacer lo que les dé la gana (que bien es cierto que muchos lo hacen), sino que todos somos iguales y tenemos los mismos derechos. Sin embargo, los europeos no beberían decir que el machismo se ha erradicado, y los latinoamericanos no deberían decir que el machismo reina en nuestras casas. Aun existe la mentalidad machista en algunas sociedades, y se presenta de formas distintas, que obviamente no son comprendidas por personas de poco conocimien…

El dolor del olvido